Caro Diario 4

Click here to load reader

  • date post

    20-Mar-2016
  • Category

    Documents

  • view

    221
  • download

    4

Embed Size (px)

description

Diario del Festival - Edición del Martes 19 de Noviembre

Transcript of Caro Diario 4

  • N 4

    Martes 19 de noviembre de 2013 Ao 1 I Nmero 4

    El Festival trabaja a tiempo completo, porque mirar hacia atrs a veces regala un presente para el futuro. Y as las lujosas retrospectivas de este ao renen a cineastas que fueron maestros para muchas generaciones, autnticos genios del cine. Copias restauradas para que las pelculas del pasado sigan marcando los destinos de espectadores y realizadores, en esa comunin que siempre celebra esta fiesta marplatense.

    Hitchcock, Rossellini, Jancs, Bardem...

    retro al destino

  • 2Bajar del auto, hablar con gente que no quie-re hablar (o no puede, o tiene miedo, o no le importa), subir de nuevo al auto y vuelta a em-pezar. Esa es la dramtica gimnasia que em-prende la maestra jardinera Farhoudi, pocas horas antes de la ltima audiencia en el juicio

    del padre de una nia a quien lo une una re-lacin mucho ms que laboral, y que lleva un ao preso por la muerte segn ella y segn todas las evidencias, por accidente de su jefe. En la complicada misin de convencer a los testigos para que declaren en contra de sus empleadores y as evitar una injusta condena a muerte, Farhoudi hallar su mejor aliado en el bonachn remisero Kiani, encargado de llevar-la contrarreloj a lo largo y a lo ancho de Tehe-rn. Entre la pelcula de juicio, la road movie y el relato moral, siempre en tenso movimiento, el primer largometraje de Shahabi es un ale-gato tan poderoso como desolador (aunque con la luz de esperanza que representan sus dos notables protagonistas) sobre el estado de descomposicin tica de una nacin y los da-os irreparables que provoca el silencio.

    Un viaje por las fronteras es un viaje al filo, al lugar de cruces cortantes, de grietas, de poro-sidad y de mestizaje. Todo eso est en la ruta trazada por esta pelcula, que sigue los pasos de tres adolescentes guatemaltecos barrioba-jeros que improvisan una road movie lumpen buscando su norte. Otro adolescente indge-na, que no habla espaol, se les sumar en el camino para proyectar esta crnica de fuga hacia otros horizontes. pica de los migran-tes con un registro de realidad que aplasta en cada encuadre, sin otra estilizacin ms que la que empuja a mirar ms all de las fron-teras, sin forzar la miseria ni perder de vista la complejidad de cada rincn del paisaje hu-mano y geogrfico, La jaula de oro gan me-recidamente el premio al elenco en el ltimo Festival de Cannes. Hay que destacar la per-

    formance de Karen Martnez en su personaje de Sara/Osvaldo, una interpretacin que cru-za otra frontera, la genrica, de una manera bellamente desestabilizadora.

    Hay ocasiones en que ni el documental se le ani-ma a ciertas heridas de la historia reciente, casi por esa ley tcita que dice que para ficcionalizar hay que esperar un tiempo prudente. Y ah, en las rendijas de ese prejuicio, ingresa con fuerza Novoa, que no slo elige hacer de su pera pri-ma un thiller poltico es decir, cine de gnero a la Hollywood pero insuflado de aires lati-noamericanos, sino que se mete de lleno con

    el atentado a la AMIA de 1994, atrevindose a construir un entramado que enlaza hechos his-tricos con ficcin pura y frentica. La encomia-ble tarea que Esclavo de Dios se propone es dar voz a las dos partes involucradas, islmicos e is-raeles, pero sobre todo borrar los lmites entre buenos y malos, otorgando a cada personaje sus momentos de humanidad. Tangencialmen-te, nos encontramos con una Buenos Aires atpica, despojada de toda veta nostlgica o paisajstica, escenario hermtico de una guerra secreta. Con delicadeza y tacto, pero sin jams renunciar a los cdigos genricos, Novoa hurga en las zonas oscuras, propone una lectura posi-ble sobre lo que realmente ocurri detrs de la tragedia y abre un surco nuevo, tan desmedido en sus pretensiones como loable en su apuesta.

    La naturaleza fue y es protagonista, tanto du-rante el rodaje como en la ficcin, asegura la dupla de directores Bottaro y Junco al hablar de su pera prima sobre un hombre deses-perado en una bsqueda de la cura para su enfermedad. Y no hace falta ver ms que unos minutos de La laguna para comprobar el protagonismo de la naturaleza cordobesa, que en vez de ocupar el tpico lugar de teln de fondo, aqu funciona como una entidad viva central en el relato, afectando el devenir de sus personajes. De las planicies a la cima de las sierras, atravesando ros bajo la inmen-sidad del cielo abierto, La laguna es un gran viaje a caballo en el que el acierto de sus di-rectores radica en dejar de lado todo inters superficial por la resolucin de la historia y,

    en cambio, concentrarse de lleno en un pere-grinaje capaz de transformar todo un univer-so mediante la fuerza de la naturaleza.

    Bright Day Irn, 86D: Hossein Shahabi

    La jaula de oro Mxico / Espaa, 102D: Diego Quemada-Diez

    Esclavo de Dios Venezuela, 90D: Joel Novoa

    La laguna Argentina, 77D: Gastn Bottaro y Luciano Juncos

    HOY, 9.00, Auditorium | HOY, 16.30, AuditoriumMI 20, 13.00, Cinema 2

    HOY, 12.00, Auditorium | HOY, 19.00, AuditoriumMI 20, 12.00, Ambassador 1

    HOY, 10.00, Cinema 2 | HOY, 20.30, Cinema 2MI 20, 23.00, Cinema 2

    HOY, 14.00, Auditorium | HOY, 22.00, AuditoriumJU 21, 16.30, Auditorium

    Competencia Internacional

    Competencia Internacional Competencia Latinoamericana

  • 3Las virtudes de un cine metonmico es que rpidamente entendemos que el micromun-do que retrata es reflejo en miniatura de algo ms, de todas las aristas del mundo. Y as, con slo cuatro personajes uno de los cuales es un enigmtico gato y un reino de ausencias que va creciendo a lo largo de la pelcula, He-rrera Crdoba construye un espacio de puro presente donde el pasado no cesa de colarse: en frases a medio decir, en recuerdos narrados nostlgicamente por los protagonistas, en la bella distancia de las flores, el tintineo rtmico de la lluvia cordobesa, el dulce agobio del vera-no entre ventiladores. Las verdades estn all, pero filtradas por la representacin, orquesta-da por la diva teatral que arrastra consigo a su atormentada anfitriona y a su jardinero fiel. Se respira un aire de intimidad constante, donde el afuera slo existe en la memoria comparti-

    da, que sirve para que los personajes entren en relacin, se acerquen humanamente. La mirada hacia ellos es candorosa; el director les perdona sus fallas, los quiere por ellas, nos invita a contagiarnos. Y todo fluye como una siesta estival, entre el sonido de una abeja, una chicharra o un grillo.

    A partir de una poltica de reparacin hist-rica, la ltima dcada reescribi el pasado, el presente y el futuro argentino en clave de derechos humanos, saldando una deuda con las vctimas de la represin cvico-militar que

    no haba sido tenida realmente en cuenta por ningn otro gobierno en los treinta aos de democracia. Por eso son importantes docu-mentales como ste que, con mirada abarca-tiva, se propone una reconstruccin con diver-sos testimonios de la reapertura de los juicios por lesa humanidad entre 2009 y 2011, para exponer la dimensin de este momento signi-ficativo para una nacin que finalmente puede reflexionar y actuar poniendo en sincrona la memoria, la verdad y la justicia. Y si los juicios en que focaliza Imprescriptible tienen que ver con el accionar del centro de detencin de la Escuela de Mecnica de la Armada (ESMA), un espacio que hoy fue enteramente recuperado para la memoria, es porque Ester sabe que hay cuestiones que, para que formen parte de la historia, hay que mirarlas desde el mximo punto de lucidez del presente.

    Dispuesto a recorrer poticamente siete pa-sos de iniciacin a la cultura del norte argen-tino, registrando la tradicin oral quechua alrededor de la idea de espiritualidad y tras-

    cendencia, Marcos Pastor sigue la creencia popular en la Salamanca, lugar abstracto sa-grado en donde todo viajero podra intercam-biar su alma con el diablo, a cambio de un don artstico, mgico o curativo. 7 Salamancas es, por lo tanto e ineludiblemente, una road mo-vie transcendental basada en las experiencias personales de su protagonista, Manuel Eche-garay, mientras sigue las pistas de las leyen-das de un continente ignoradas por la historia del pensamiento occidental. Sin rumbo fijo y sin demasiadas ataduras narrativas, la pel-cula de Pastor logra, en su bsqueda sabida de antemano como inconclusa, componer un paisaje inestable y paralelo de todo el territo-rio nacional.

    Sebastin y Malena se conocen de casualidad, una noche de verano, en la mesa de un local de comidas rpidas. l sali de su casa para hacer algunas compras; ella intenta, ms bien poco, estudiar para el examen del colegio que debe rendir a la maana siguiente. Ninguno de los dos sabe todava que no volvern a sus

    casas hasta el otro da. Dos o tres encuentros azarosos eso que los angloparlantes llaman serendipity despus, decidirn sin decirlo en voz alta que estn destinados a pasar la noche juntos, recorriendo una Buenos Aires nocturna y barrial poco transitada por el cine nacional, a pie o en colectivo, conversando o en silencio, leyendo mensajes de texto o ignorando llama-das, rotando por bares o fiestas. La pera pri-ma de Santiago Guidi no necesita mucho ms que esa deriva sin rumbo y esos dilogos sin centro o s: apuestas, pactos, alguna travesu-ra; escarceos amorosos, en fin, que pueden o no llevar a alguna parte para erigirse como uno de los ms sugestivos retratos generacio-nales del joven(csimo) cine argentino.

    El grillo Argentina, 82D: Matas Herrera Crdoba

    Imprescriptible Argentina, 103D: Alejandro Ester

    7 Salamancas Argentina, 66D: Marcos Pastor

    El aire Argentina, 67D: Santiago Guidi

    HOY, 15.30, Cinema 2 | HOY, 18.00, Cinema 2JU 21, 23.00, Cinema 2

    HOY, 10.00, Coln | HOY, 22.30, ColnVI 22, 12.30, Coln

    HOY, 15.00, Coln | HOY, 19.30, ColnJU 21, 12.30, Coln

    HOY, 12.30, Coln | HOY, 17.00, ColnJU 21, 19.30, Coln

    Competencia Argentina

    Competencia Latinoamericana Competencia Argentina

  • 4Fueron tiempos difciles para una industria ci-nematogrfica que se comenzaba a pintar de dorado. Y todo comenz por un fraude perpe-trado por el entonces lder de la Seccin de Tc-nicos y Manuales del Sindicato de Trabajadores de la Industria Cinematogrfica (STIC) supedi-tado a la CTM, Enrique Sols, quien compr un edificio con dinero sindical y lo puso a su nom-bre. Eso origin que Gabriel Figueroa, disidente de esa seccin sindical, fuera nombrado interi-no. Desde ah denunci el fraude consumado

    por su antecesor y llev a un enfrentamiento sangriento y voraz con el secretario general del STIC, Salvador Carrillo, y el eterno lder de la CTM, Fidel Velzquez, con la disidencia que encabezaron Gabriel Figueroa, Jorge Negrete y Mario Moreno Cantinflas.Era 1945. Figueroa, Cantinflas y Negrete de-nunciaban el gangsterismo sindical de Fidel Velzquez y sus huestes del STIC. Carrillo fue llamado ladrn por Figueroa, y ste le contes-t con un puetazo que deton una manifes-tacin masiva en las calles por la agresin que paraliz los cines del pas. Cantinflas y Negrete la encabezaron y posteriormente se convoc a una asamblea a la cual acudieron ocho mil per-sonas, y ah se determin romper con la CTM y fundar un nuevo sindicato.Fue electo como primer secretario general del (no reconocido an) Sindicato de Trabajadores de la Produccin Cinematogrfica (STPC) Mario Moreno Cantinflas, quien acept, a pesar de la solicitud de sus detractores de que el Gobier-no embargara todos sus bienes.En la asamblea, Cantinflas deca a los asis-

    tentes: Si Mario Moreno Cantinflas pierde todos sus bienes en esta lucha en que trat de salvar a una gran industria y a miles de trabajadores que conmigo han convivido, es-toy dispuesto a perder toda mi fortuna, con la seguridad de que me queda algo ms grande y ms noble que los lderes del STIC y CTM no pueden mostrar: mi honradez.La fama de Cantinflas pesaba. Y qu decir del prestigio de Gabriel Figueroa y la popularidad de Jorge Negrete, parte del liderazgo del nue-vo y no reconocido sindicato. La solidaridad de otros gremios con el STPC ayud a lograr que se diera el registro al nuevo sindicato. Fue cuando el Sindicato Mexicano de Electricistas baj el switch de la Ciudad de Mxico por tres das, como medida de presin para que el Go-bierno reconociera al STPC. Finalmente se re-conoci al nuevo sindicato, pero la CTM no lo acept y comenz una guerra contra el nuevo sindicato en los estudios. Hubo tensin y vio-lencia. Se paraliz la industria por el conflicto y se perdieron millones. La pelea era por destruir al recin nacido.

    Tuvo que intervenir el presidente Manuel vila Camacho. Un laudo presidencial delimit la ju-risdiccin de ambos sindicatos: El STIC se que-dara a cargo de la distribucin y la elaboracin de noticiarios. El STPC trabajara en la produc-cin de pelculas en los estudios cinematogr-ficos y en exteriores. La CTM tard en acatar el fallo, hasta que, despus de un encuentro intenso con el presidente, Fidel Velzquez sali con cara larga. El poderoso cacique de la CTM haba sido derrotado.

    El otro FigueroaEs sabido y ahora todava ms, gracias al Festival y a este merecido Tributo que el nombre Gabriel Figueroa es sinnimo de una maestra detrs de cmara capaz de retratar las nubes y paisajes naturales posiblemente como ninguna otra persona en toda la historia del cine. Sin embargo, Figueroa tambin jug un papel decisivo en el cine mexicano, como lder de los sindicatos cinematogrficos de su pas, que hicieron frente a las administraciones fraudulentas y las presiones mafiosas de un entorno que responda a intereses externos. En el texto que sigue, Luis Rubn Maldonado Alvdrez nos cuenta un poco acerca de este costado menos conocido del maestro de la luz.

    Saln Mxico

    HOY, 17.15, Ambassador 2La perla

    HOY, 16.15, Paseo 2Nazarn

    HOY, 20.15, Paseo 2

    la Hungra de Mikls Jancs

    Cineastas Contados

    Referente indiscutido de los nuevos cines de los sesenta, Mikls Jancs estuvo siempre ligado a la historia de los esfuerzos colec-tivos de su pas contra la opresin, sin por eso descuidar las herramientas estticas de su oficio, que en sus manos alcanzan mo-mentos de belleza y rigurosidad inigualables. A continuacin, reproducimos un texto de Rodolfo Weisskirch, cedido por nuestros queridos amigos de la web del Festival.

    Uno de los principios bsicos de esta profesin es tener la capacidad de olvidar, admite un no-nagenario Mikls Jancs en el documental Nega-tive History of Hungarian Cinema. Debera pen-sar qu hubiese pasado si? De qu sirve eso?.

    Contradictorias palabras de un artista con ms de cincuenta aos de trayectoria dedicadas al arte cinematogrfico, que confluyen en esta edicin del Festival Internacional de Cine de Mar del Plata.Jancs empez estudiando Derecho en Pecs, pero ms tarde se mudara a Budapest para estudiar direccin cinematogrfica. Su comien-zo fue tardo, a fines de los aos sesenta, junto a su habitual guionista, el reconocido escritor hngaro Gyula Herndi.Durante esa dcada y la siguiente, ambos se encargaron de retratar momentos picos de la historia de su pas, pero evitando caer en el retrato blico y heroico habitual. Al contrario, despojaron su narracin de todo sentimiento

    nacionalista, dotndolo de una frialdad y cru-deza poco vistas, en oposicin al cine hollywoo-dense histrico y ms cercanas a la pica de los films soviticos.En Jancs no hay protagonistas; hay personas luchando por fuertes ideales. Su cine es socia-lista porque el grupo es ms importante que el individuo. Cuando hay opresin, siempre hay quienes se rebelan, aunque sepan que les es-pera la muerte, dijo una vez al respecto.Pero ms all de todo esto, Jancs es antes que nada un estilista, un realizador que pone la es-ttica al servicio de la imagen y que siempre ha experimentado con la duracin de los planos y el montaje interior de cada escena. Por eso, en su cine se pueden ver grandes batallas o en-

    frentamientos filmados sin cortes en grandes parajes, donde la cmara est en constante movimiento, as como sus personajes. Jancs se rebela contra el montaje externo, pero tam-poco deja el encuadre fijo. Suceden mltiples acciones dentro de un solo plano, y as como el punto de fuga y la profundidad de campo se convierten en herramientas narrativas, la me-ticulosidad de la puesta en escena y las sutiles interpretaciones forman parte de una potica trgica, que permite la reflexin y el discurso abierto a mltiples lecturas de la historia.

    Justo hoy que dedicamos buena parte de Caro Diario a nuestras ilustres retrospectivas, no se pasa ninguna de las seis pelculas del gran Juan Antonio Bardem presentes en esta edicin. Para no extraarlo tanto, pueden darse una vuelta por el Saln Dauphin del NH Gran Ho-tel Provincial y recorrer otro de los generosos regalos que la AECID (Agencia Espaola de Co-operacin para el Desarrollo) y la Oficina Cultu-ral de la Embajada de Espaa le hacen este ao al Festival: la maravillosa exposicin Cineastas Contados, del joven fotgrafo scar Fernndez Orengo, y sus cincuenta retratos de cineastas espaoles que configuran un recorrido visual a travs de la historia del cine en espaol.

    Se trata de fotografas en blanco y negro y for-mato panormico que retratan a los persona-jes en sus entornos cotidianos, consiguiendo as una aproximacin al mbito ms ntimo y personal de quienes habitualmente se sitan detrs de la cmara. Una muestra fascinante de los protagonistas y actores de la evolucin de la cinematografa espaola y latinoameri-cana, de la renovacin de gneros y cdigos estticos, de la apertura del cine al contexto internacional y de su inclusin en la cultura ci-nematogrfica europea; una visin de conjunto de varias generaciones de cineastas cuya pro-duccin constituye una de las mejores mues-tras de su (nuestra) cultura.

    Electra

    HOY, 18.15, Paseo 2

    Cineastas Contados - Retratos de directores de cine espaol por scar Fernndez Orengo

    Saln Dauphin - NH Gran Hotel Provincial, hasta el domingo 24

  • 5suspenso, ao ceroLa Ingrid Bergman de la tapa, actriz de Hitchcock y de Rossellini, adems de ser esposa de este ltimo, no es el nico vnculo di-recto entre los cineastas. Tambin Cahiers du Cinma consider a ambos directores como los mximos exponentes de la poltica de autores, por sostener miradas que desafiaron los estndares de su tiempo para gestar, cada uno a su modo, una pica perso-nal del cine que fue, y sigue siendo, la llave a la libertad para las nuevas olas renovadoras. Abajo transcribimos a dos cahieristas de luxe: la escritura libertaria de Jacques Rivette, dedicada a la modernidad de Rossellini, y lo que Franois Truffaut le extirp a Hitchcock en la clebre entrevista convertida en el manual que todo cinfilo debera conocer de memoria, como los hombres de Farenheit 451 que retienen en sus cerebros los libros completos.Los privilegiados espectadores del Festival viajarn al momento de estreno de las pelculas porque ambas retrospectivas se ex-hiben en copias restauradas, cero kilmetro. Por un lado, el Rossellini Project, que rene a las ms importantes instituciones de cine italiano con una distribuidora de cine arte, hizo posible volver a la vitalidad del cineasta romano; por el otro, el BFI National Archive restaur las pelculas mudas del maestro ingls del suspenso, verdaderos hitos tempranos de las posibilidades de la forma cinematogrfica, que viajaron a Mar del Plata gracias al British Council, que adems repartir caretas de Hitchcock en las funciones para que todos seamos el director estrella.

    Si considero que Rossellini es el ms moderno de los cineastas, no es sin razn; pero tampoco lo es por una sola razn. Me parece imposible ver Viaje a Italia sin experimentar directamente la evidencia de que es un film que abre una bre-cha, y que cualquier clase de cine debe pasar por esta experiencia bajo pena de extincin... No se trata, ya se ve, sino de un sentimiento personal. Y quisiera salir del paso enseguida de un posible malentendido, pues hay otras obras, otros autores que no son sin duda menos im-portantes que ste, pero, cmo podra decirlo, menos ejemplares. Entiendo con esto que, una vez llegado a un punto determinado de su ca-rrera, la creacin de Rossellini parece cerrarse sobre s misma; lo que hace es vlido por s mismo y dentro de sus propias perspectivas. He ah sin duda el fin del arte, que slo debe rendir cuentas a s mismo y, una vez superados

    los titubeos y las exploraciones, desanima a los discpulos, aislando a los maestros: su compe-tencia muere con ellos, as como las leyes y los mtodos que las constituan. Reconocer us-ted aqu a Renoir, a Hawks, a Lang y, en cierto modo, a Hitchcock.Desde los primeros minutos de proyeccin de Viaje a Italia no ces de conturbarme: Matis-se! Cada imagen, cada movimiento confirmaba en mi interior el parentesco secreto entre ese pintor y el cineasta. Lo cual es ms sencillo de enunciar que de demostrar. Sin embargo, quie-ro arriesgarme a hacerlo, pero temo mis princi-pales razones les parecern a ustedes claramen-te frvolas, y las siguientes, oscuras o engaosas.Basta, en primer lugar, con una observacin: durante toda la primera parte del film, se pue-de constatar esa inclinacin por las grandes superficies blancas, realzadas por un trazo n-tido, por un detalle casi decorativo. Si la casa es nueva y de aspecto muy moderno es, desde luego, porque Rossellini se interesa antes que nada por las cosas nuestras contemporneas, por la forma ms reciente de nuestro ambiente y de nuestras costumbres; tambin lo hace por simple delectacin visual. Esto puede sorpren-der, proviniendo como proviene de un realis-ta (e incluso neorrealista). Por qu, por todos los santos? Que yo sepa, Matisse tambin es realista: la organizacin de la materia gil, la atraccin que ejerce en l la pgina en blan-co, cargada con un solo signo, la playa virgen, abierta a la invencin del trazo justo, todo ello me parece pertenecer a un realismo provisto de un mayor valor que los excesos, las gesticu-

    laciones, el convencionalismo pseudorruso de Milagro en Miln. Todo ello, lejos de desviarse del propsito del cineasta, le proporciona un acento nuevo, actual, que repercute en nues-tra sensibilidad ms reciente y ms viva. Todo ello atae a lo que hay en nosotros de hombres modernos, y ofrece un testimonio de la poca tan preciso como el relato mismo; todo ello tra-ta ya del hombre ntegro de 1953 o de 1954: se es ya el tema.Sobre la tela, una curva deliberada contornea el color ms intenso sin fijarlo; una lnea que-brada, sin embargo nica, rodea la materia mi-lagrosamente viva, como captada intacta en su origen. En la pantalla, una larga parbola gil y precisa gua y retiene cada secuencia, y des-pus vuelve a cerrarse a s misma con exactitud. Pensemos en cualquier pelcula de Rossellini: cada escena, cada episodio volvern a nues-tra memoria no como una sucesin de planos y de encuadres, como una serie ms o menos armoniosa de imgenes ms o menos resplan-decientes, sino como una larga frase meldica, un arabesco continuado, un solo trazo implaca-ble que seguramente conduce a los seres hacia lo que stos an ignoran y que encierra en su trayectoria un universo vibrante y definitivo; sea un fragmento de Pais (1946), una de las floreci-llas de Francisco, juglar de Dios (1949), una esta-cin de Europa 51, o la totalidad de estos films, la sinfona en tres movimientos de Alemania, ao cero (1947), la obstinada lnea ascendente de Il Miracolo (1948) o de Stromboli (las met-foras musicales surgen con tanta espontanei-dad como las pictricas), en todo momento la

    mirada incansable de la cmara asume el papel de lpiz; ante nuestros ojos se desarrolla un dibujo temporal (y, para nuestra tranquilidad, sin ningn ralenti que pretenda instruirnos, descomponindolo todo expresamente para nosotros gracias a la inspiracin del Maestro). Vivimos siguiendo su progreso hasta la escena final, hasta que se pierde en el tiempo igual que haba surgido de la blancura de la tela. Pues existen pelculas que empiezan y que acaban, que tienen un principio y un final, que conducen un relato desde un primer trmino hasta que todo vuelve a estar en orden y en sosiego, has-ta que se producen muertes, una boda o surge una verdad; he aqu a Hawks, Hitchcock, Mur-nau, Ray, Griffith. Y existen pelculas en las que no hay nada de esto, y que regresan como los ros a la mar; que, en definitiva, nos proponen mucho ms que imgenes ms banales: algu-nos ros que corren, masas de gente, ejrcitos, sombras que pasan, telones que caen hasta el infinito, una muchacha que baila hasta el fin de los tiempos. Aqu estn Renoir y Rossellini. A nosotros nos corresponde prolongar en silen-cio este movimiento convertido en secreto, esa curva disimulada, escondida bajo tierra: con ella no hemos llegado a un fin.

    The Lodger fue el primer autntico Hitch-cock Picture. Vi una obra de teatro titulada Quin es?, basada en la novela de Mrs. Belloc Lowndes, The Lodger. La accin transcurra en una casa de habitaciones amuebladas y la propietaria de la casa se preguntaba si el nuevo inquilino era un asesino conocido por el nombre del Avenger, o no. Una especie de Jack el Destripador. Lo trat de manera muy simple, siempre desde el punto de vista de la mujer, la propietaria. A partir de una narracin simple, estuve cons-tantemente animado por la voluntad de pre-sentar por primera vez mis ideas, de una for-ma puramente visual. Rod quince minutos de un atardecer de invierno en Londres. Son las cinco y veinte y el primer plano del film es la cabeza de una chica rubia que grita. La foto-grafi as. Tom una placa de cristal. Coloqu

    la cabeza de la chica sobre el cristal, esparc sus cabellos hasta que llenaran todo el cuadro y luego lo ilumin por debajo de manera que impresionara por el dorado del pelo. Despus se corta y se pasa al anuncio luminoso de una revista musical: Esta noche. Bucles de Oro. Este anuncio se refleja en el agua. La chica ha muerto ahogada.Como en aquella poca no tenamos sonido, hice instalar un suelo de cristal muy grueso a travs del cual se vea moverse al inquilino. Naturalmente, algunos de estos efectos seran ahora totalmente superfinos y se sustituiran por efectos sonoros, ruidos de pasos, etc.El tema del hombre acusado injustamente produce mayor sensacin de peligro a los es-pectadores, porque se colocan ms fcilmen-te en la situacin de este hombre, que en la de un culpable que trata de escapar. Siempre tomo en consideracin al pblico. Yo dira que despus de The Lodger, The Ring fue el segundo film de Hitchcock. Haba toda clase de innovaciones, y me acuerdo de que una escena de montaje muy elaborada fue aplaudida en el estreno de la pelcula. Era la primera vez que esto me suceda: haba toda clase de cosas que ahora ya no se haran, por ejemplo, una fiestecita por la noche, despus de un combate de boxeo. Se llenan las copas

    de champn y se ve burbujear perfectamente el champn y las burbujas... Se hace un brindis a la protagonista y advertimos que ya no est all porque ha desaparecido con otro hombre. Entonces el champn ya no burbujea.En aquella poca, exista una gran agudeza para las pequeas ideas visuales, a veces tan sutiles que la gente no las adverta. El aspecto divertido de Blackmail es que, despus de muchas dudas, los productores decidieron que fuese una pelcula muda, salvo el ltimo rollo, pues entonces se haca publici-dad de algunas producciones anunciando: film parcialmente sonoro.S, lo intent. Despus que la chica ha matado al pintor que la llev a su casa e intent violarla, ella vuelve a la suya y hay una escena de de-sayuno con su familia en torno a la mesa. Una vecina que se encuentra all, muy parlanchina, discute del asesinato que acaba de saberse y dice: Qu terrible matar a un hombre por la espalda con un cuchillo. Si lo hubiese matado yo, le habra golpeado la cabeza con un ladrillo, pero no habra utilizado un cuchillo!, y sigue el dilogo, la chica ni siquiera escucha ya y el so-nido se convierte en un pur sonoro, muy vago, confuso, en el que slo se entiende claramente la palabra cuchillo, que vuelve a menudo: cu-chillo, cuchillo.

    Y de pronto la chica oye claramente la voz de su padre: Por favor, psame el cuchillo del pan, Alice, y Alice debe coger con su mano el cuchillo, semejante a aquel con el que acaba de cometer el asesinato, mientras que los otros si-guen hablando del crimen. Este fue mi primer experimento sonoro.Hice una cosa curiosa en una escena, un adis al cine mudo. En las pelculas mudas, el malo gene-ralmente llevaba bigote. Yo mostr al pintor sin bigote, pero la sombra de una reja de hierro for-jado, colocada en el decorado de su estudio, le dibuja encima del labio superior un bigote ms verdadero y ms amenazador que el real.

    StromboliHOY, 12.00, Ambassador 1AmoreHOY, 12.30, Ambassador 3

    Funciones con msica en vivo por Fernando Kabusacki y Matas Mango

    The LodgerMI 20, 17.45, Paseo 4

    The Ring JU 21, 17.45, Paseo 4

    Blackmail VI 22, 17.45, Paseo 4

  • 6Con faldas y a lo locaDuea de un apetito voraz por las imgenes y un estilo nico e inclasificable, la andaluza Mara Caas revoluciona las pantallas del Festival. Como diran sus coterrneos de La Costa Brava, djense querer por una loca (lindsima) y asmense a la experiencia inolvidable de sus cortos y mediometrajes marcianos.

    Cmo es tu mtodo de trabajo, por dnde empieza?Yo tengo el archivo del caos, el mal de archivo, el Sndrome de Digenes y del Ciber Quijote. Empiezo por una idea que me apasiona o un encargo, como en el caso de S villana, donde me pidieron que hiciera una pelcula sobre Se-villa y la economa de los afectos. Lo primero que hago es documentar, una labor rayana en lo patolgico. Soy biblifaga, para esta pelcula me tragu libros de historia de Sevilla, de poe-sa, Luis Cernuda, Machado, para ir sacando ideas. Y despus me pongo a recopilar mate-rial, busqu todas las pelculas relacionadas y no slo con Sevilla, porque a m me interesa tanto lo local como lo transnacional, cmo al final todo es lo mismo. Con todo ese material que tengo hago estructuras narrativas poti-cas, no son guiones al uso; son ms surrea-listas, ms abiertas, ms polismicas. Son pat-chworks, collages. Es un proceso tormentoso

    de conexiones, cortocicuitos que hacen visible lo invisible. Yo hago mucho hincapi, como Imamura, en la intrahistoria; soy de las que piensan que otra televisin es posible y que la revolucin no ser televisada. Soy de la video-guerrilla, ms popular.

    Tu obra es ideolgica, subversiva. Parts de all o es un lugar de llegada al trabajar con los materiales?Yo soy rebelde porque el mundo me hizo as. Soy una agitadora digital, me gusta encender el fuego interior y remover imaginarios para convertirnos en seres ms libres, ms creati-vos, ms salvajes. Defiendo la insurgencia, el proselitismo sin panfletarismo, dinamitar los tpicos: es una necesidad. No soy terrorista ni serial killer, pero con el video me expreso. Hay que crear nuevos territorios de sensibilidad, no tan estandarizados. Bendito sea quien lo reciba y quien lo intente.

    Eso se refleja no slo en el contenido, sino en lo formal: en tu mezcla del flmico, de la TV, de YouTube. Hay una intencin de democratizar los formatos, de igualarlos?Yo no le hago asco a nada, por eso mi cine es porcino: del cerdo se aprovecha todo, y la ima-gen contempornea debe ser igual. Yo traba-jo con despojos, con charcutera, reciclo todo, desde YouTube a la industria del cine.

    Por qu es tan recurrente en tu trabajo la presencia animal?El cerdo, el toro, la vaca, son animales totmi-cos. El toro en Espaa tiene mucho poder po-pular, est ligado a nuestra idiosincracia. La fiesta taurina es una fiesta nacional. Los ani-males me sirven por lo salvaje que tienen, para dar cornadas audiovisuales, para saltarme los derechos de autor a lo torera. Todo est rela-cionado, por eso trabajo en una web que se lla-ma Animalario.tv, por el animal salvaje que nos hace sentir vivos.

    Tu trabajo se relaciona con otros movimientos histricos que siempre fueron colectivos. Hay otros pares con los que te relacions trabajando?El proyecto de S villana surgi en un laborato-rio, Leviatn: Detener el tren de la historia, de un proyecto que se llama Capital y Territorio. Ah trabajamos juntas bastantes personas. Pero me interesan en general los movimientos: el punk, el surrealismo, dad... Como deca Duchamp: El arte es un juego de todos los hombres con todas las pocas. Me gusta el situacionismo, que tiene mucho de salir a la calle, de atrapar una nueva tormenta, de reinventarse o morir.

    Cul es la circunstancia ideal para exhibir tu material: una sala de cine, un museo, la calle misma?Todo, hay gente para todo. Yo disfruto tanto que se d en una pantalla de un pueblito con sillas como en YouTube o en un pedazo de festival como ste. Lo bonito es meterse por las fisuras del sistema, de lo ortodoxo, de lo formal y de lo establecido, ser ms poroso y poder fluir. Apoyo al cine low cost, clase B, hu-milde, hecho con pasin y tres duros. Mi vena es la resistencia, la risastencia, el humor de todos los colores, como crtica social y como animacin popular.

    Tu obra es voraz. Qu te queda por fagocitar?An me quedaron muchsimas horas de ma-terial de S villana, tendra que hacer S villana Reloaded, pero no me da la cabeza. Estoy des-bordada. Con archivo no quiero trabajar ms por un tiempo porque voy a quedar como Don Quijote, perdida ah dentro.

    Cmo fueron los orgenes del proyecto de recopilar y restaurar los films de la coleccin Cinepa?Inicialmente quien comenz a revisar esta co-leccin fue Ral Manrupe, interesado funda-mentalmente en el cine de animacin; luego se sum Noelia Ugalde. Ambos hicieron un gran trabajo cuyo resultado fue una catalogacin parcial y el rescate de muchos cortos anima-dos que se proyectaron en el BAFICI de 2011. No obstante todo lo realizado, la dispersin de la coleccin y el estado de los materiales indi-caban que an podra haber nuevas sorpresas en la coleccin. Desde hace dos aos estamos trabajando intensamente, continuando lo ini-ciado por Ral. Logramos finalizar un inventa-rio general, ahora sabemos qu contiene cada lata y, a partir de all, fuimos encontrando los films documentales de la productora y nuevos cortos animados.

    Los animadores y cineastas de Cinepa, se dice a menudo, constituyen un captulo

    esencial en la historia del cine animado de este pas, sabs cmo era la dinmica de trabajo dentro de Cinepa? No sabemos exactamente cmo trabajaban dentro de Cinepa, o mejor, lo que hay es mu-cha heterogeneidad; por ejemplo, Jorge Caro, creador de un personaje muy popular, Plcido la Vizcacha, era empleado de la productora. Otros, como Juan Oliva, uno de los primeros animadores argentinos, formado con Quirino Cristiani, cre su propia compaa efmera de dibujos animados en 1940, CADA (Compaa Argentina de Dibujos Animados), y all realiz uno de los ms destacados cortos (La caza del puma), que luego sera distribuido por Cinepa. Lo mismo con varios cortos de Burone Bruch y Francisco Blanco realizados para su empresa, Dibujos Animados Amrica, que luego fueron retomados en Cinepa. De algn modo Cinepa vuelve a poner en circulacin trabajos anima-dos realizados con anterioridad por empresas que tuvieron un recorrido muy breve. A su vez contrata dibujantes que haban pertenecido

    a esas empresas, como Pablo Leiva y el pro-pio Fernando Blanco. Y por supuesto tambin contrata todo el equipo de tcnicos, entre los que haba muchas mujeres, que habitualmen-te eran alrededor de veinte personas que en general haban tenido experiencia previa con Oliva o Burone Bruch.

    Por qu penss que Cinepa hizo hincapi en la animacin y en el documental?Justamente estaba revisando una entrevista a Alejo Minuzzi, gerente de Cinepa, en 1951 don-de seala la importancia de las pelculas docu-mentales en 16mm; por ser ms econmicas, y por su fcil acceso a todos los pblicos y to-dos los rincones. All radica una de las cuestio-nes, la versatilidad y economa del 16 frente al 35mm. Por otra parte, la opcin de ofrecer sus films a instituciones cientficas y educativas que podran contar fcilmente con un proyector de 16mm, barato y fcil de usar; en vez de uno de 35mm, mucho ms caro y que habitualmente requera un proyectorista profesional.

    Qu es lo que se va a ver en el Festival?El programa del festival tiene dos secciones, como se deca antiguamente. Por un lado los films animados, algunos se vieron en Bafici, mientras que otros son completamente in-ditos. Junto a estos hemos seleccionado tres cortos que no se ven desde los aos cincuenta realizados por la Compaa Argentina Libre de Teatro para Cinepa. La segunda seccin esta dedica a cortos documentales. Debo advertir que hemos realizado algunos cambios respec-to del programa que dimos a conocer inicial-mente, bsicamente porque a ltimo momento descartamos algunos films que podan ponerse en riesgo durante la proyeccin dada su fragili-dad actual. Hay que sealar que lo que se ver es en flmico 16mm, el soporte original, y no versiones digitales.

    CinepatodosLa ms importante de las productoras y distribuidoras de films en paso reducido en la historia del cine argentino, Cinepa supo construir un catlogo independiente de pel-culas nacionales prcticamente desconocidas. O al menos ese era el panorama hasta ahora, gracias a que un grupo de investigadores y archivistas llev adelante la catalo-gacin y restauracin de los films, hoy nuevamente accesibles al pblico. Hablamos con Andrs Levinson, uno de los mximos responsables de la imperdible funcin de hoy, acerca de esta historia secreta del cine animado y documental argentino.

    Cinepa en Mar del Plata

    HOY, 19.30, Ambassador 2

    Cortos - Caas Programa 1

    HOY, 12.00, Paseo 1JU 21, 20.00, Paseo 4Cortos - Caas Programa 2

    MI 20, 17.00, Paseo 1JU 21, 21.30, Paseo 4Cortos - Caas Programa 3

    VI 22, 22.00, Paseo 1

    Mara Caas

  • 7Nunca menos (msica) podra ser el lema de nuestras acogedoras galas musicales en el Punto de Encuentro va de vuelta: Saln Bristol Rest del Teatro Auditorium, acceso recova por foyer del teatro: si el domingo fue uno (Alto-camet) y ayer fueron dos (Salomar y Acorazado Potemkin), hoy, como se irn imaginando, te-nemos un triple pro-gra-mn. Primero las can-ciones felices de our own Marianela Pelz y las blasfemas que se le cantan a Alfonso Barbieri, y despus, para saltar a la pista de baile, la atrac-cin salvaje de los ritmos de DJ Monkey Kids. Dance, dance, dance!

    superochistas, a superochear!Adems de su propia seccin en el Festival, el formato de cine hogareo ms querible de todos (y querido por todos) est presente en varias de nuestras actividades especiales. Hoy tempranito, sin ir demasiado lejos, pue-den deben! apersonarse en el Ambassador 2, donde la gente del laboratorio cinemato-grfico Arcoiris Super 8, dedicado a los for-matos de paso reducido, le entregar un rollo de pelcula a una decena de realizadores des-tacados por la bsqueda radical en la crea-cin audiovisual para que realicen un nuevo trabajo ntegramente construido en cmara. Azucena Losana, Agustn Gutirrez, Karina Acosta, Macarena Gagliardi, Magdalena Jitrik, Melisa Brito Aller, Jeff Zorrilla, Rodrigo Digon, Lujn Montes y Martn Alomar son los invita-dos de lujo del gran evento, intitulado Toma nica Buenos Aires 2013.Por otro lado, reiteramos la convocatoria a acercarse el viernes con sus propios rollos de

    8mm, Super 8, 9.5 y/o 16mm (preferentemen-te, que incluyan alguna imagen de nuestra querida ciudad de Mar del Plata) al Da de las Pelculas Familiares, edicin balnearia, even-to libre y gratuito organizado por los amigos de la asociacin civil ARCA, y que se realiza por primera vez en el marco de este Festival.

    insPiRaCiones tomas cortadas de la vida de un hombre felizPor el licenciado Frank Booth que, en sueos, camina contigoVecinos, esto no da para ms. Entre la tonela-da de pelculas que estoy viendo por da y las espectaculares (Des) Veladas Nocturnas en el Punto de Encuentro siempre orgulloso de ser el ltimo en irse, siento que este Festival em-pez hace semanas. Muchas actividades, mu-cha alegra y mucha gente linda (lase mujeres lindas). Siento las secuelas de tanta movida, pero no debo decaer: recin llegamos a la mi-tad del Festival. Por eso, a reagruparse, beber mucho lquido (Pabst Blue Ribbon para m, se-or barman!) y encerrarse en las salas. O ensa-larse, algo que tambin se puede hacer leyendo la tira de Gustavo Sala ac a la vuelta, noms.Dnde ensalar sin Sala hoy? En No abras nunca esa puerta, por ejemplo, joya absoluta del gran Carlos Hugo Christensen, satisfac-cin garantizada. Lo mismo pasa con Mother, de Bong Joon-ho, presidente del Jurado Inter-nacional (qu lujo poder armar esta frase!), poderosa pelcula en novedosa versin: tras un cuidadoso trabajo con su director de fo-tografa, Bong vir su pelcula al blanco y ne-gro, algo que slo se vio en Corea del Sur. Hits from the Bong! Quienes no hayan visto Les Sa-lauds, de Claire Denis, sepan que cometieron un error slo subsanable hoy a las 18:30 h. Lo mismo va para los que no vieron E agora? Lembra-me, una de las mejores pelculas del ao y punto. O sea, y.

    Y qu tal una seguidilla de pelculas para ver con el volumen bien alto? Si el rock es lo suyo, y el detrs de las bambalinas an ms (fierre-ros of the world, unite!) El blues de los plomos dignifica, estudiando la relacin entre grandes artistas como Litto Nebbia, Ricardo Iorio, Len Gieco y Luis Alberto Spinetta, entre otros, y sus plomos. Despus, Serrat y Sabina: El smbolo y el cuate sabrn demostrar el porqu detrs de tamaos eptetos. Escuchar a Dios se dedicar a una banda de culto de los noventa, mientras que Existir sin vos, una noche con Charly Garca los llevar, vecinos, a saborear el nctar del ta-lento de otro grande. La clave del da: llena tu cabeza de rock, cantautores y sus ayudantes. Si lo que buscan es una pelcula con peque-os grandes personajes y climas de radiante alegra teidos por la nostalgia del ahora, en la que una jovencita conoce a un seor de sospechoso traje y corbata, ms inocente de lo que hasta el mismo admitira, Everyones Going to Die es lo que buscan. Apuesta segura, pelcula para salir sonriendo. En las antpodas, Shirley - Visions of Reality utiliza trece cuadros del pintor norteamericano Edward Hopper para dejarnos con la boca abierta de Ho a pper. Y la medianoche, sabia consejera, nos trae el dilema de siempre: ver Drug War, de Johnnie To y sacarse el sombrero ante la inimitable calidad del cine de este buen hombre? O ver

    a John Cusack tomando cerveza con la ayuda de una lapicera Bic, mientras comparte una road movie con una inicialmente glacial Daphne Zuniga, en Quiero decirte que te amo? La respuesta, oh vecinos, quizs sea visitar La tumba de Bruce Lee, pero puede que les cueste ms de un disgusto: no est tan a la mano,

    ya que su cementerio es movedizo. El humor oblicuo de una de las mejores representantes de la nueva comedia espaola absolutamen-te distinta a TODO lo que vieron o se pueden imaginar a priori puede ser la mejor forma de cerrar un da ya de por s agotador. Alegre-mente agotador, vecinos

    Toma nica Buenos Aires 2013

    HOY, 11.00, Ambassador 2

    Da de las Pelculas Familiares

    VI 22, 16.00, Auditorium

    Ms (des) Veladas nocturnas!

    Marianela Pelz + Alfonso Barbieri +DJ Monkey Kids

    HOY, 21.00, Punto de Encuentro

    El ingreso a los shows es para acreditados. De no serlo, las entradas se retiran en el Stand de Informes del Teatro Auditorium hasta completar la capacidad, entre las 10 y las 18 h.

    El cine segn NarcisaComo recordatorio para que no se pierdan la nica oportunidad de ver sus pelculas en el Festival, le pedimos a Narcisa que nos conta-ra qu es para ella el cine experimental. El texto es breve e intenso, como sus pelculas. Pero si quieren ms, no se preocupen, que el Caro Diario de maana la tendr como una de sus protagonistas.El cine experimental es poesa, es una danza, una msica.Las imgenes tejen una trama, como las pala-bras tejen un poema.No hay narrativa, es el final de la historia.Sin ese hilo conductor no hay caminos, se hace camino al andar, los senderos comienzan en cualquier lugar y terminan en ninguna parte. Son los holzwege, caminos del bosque donde el leador busca sus rboles.La pelcula comienza con un pensamiento, con

    una imagen que emerge que sale de su contex-to, que se independiza, que manda seales.Una imagen atrapada en un instante de apertu-ra y de enajenacin del mundo.Todo nace por un azar, nace por lo no pre-visi-ble o lo no pre-parado.Algo se impone, algo se encuentra.Hay que tratar de estar en el lugar, atenta, como dijo Picasso: Ojal la inspiracin me aga-rre pintando.

    Cortos - Super 8: Narcisa Hirsch

    HOY, 17.15, Ambassador 2

    Super 8

  • 8Martes 19

    9.00 I AuditoriumBright DayHossein Shahabi86 / INT

    10.00 I Ambassador 4Tunteyh o el rumor de las piedrasMarina Rubino74 / NAT

    10.00 I Cinema 1Sobre viverCludia Alves51 / POR

    10.00 I Cinema 2Esclavo de DiosJoel Novoa90 / LAT

    10.00 I ColnImprescriptibleAlejandro Ester103 / ARG

    10.00 I Paseo 1Pueblos indgenas en riesgoGuillermo Monteforte81 / NAT

    10.00 I Paseo 4Cortos - Estados AlteradosVarios directores67 / ALT

    12.00 I Ambassador 1StromboliRoberto Rossellini107 / ROS

    12.00 I AuditoriumLa jaula de oroDiego Quemada-Diez102 / INT

    12.00 I Paseo 1Cortos - Caas Programa 1Mara Caas65 / CA

    12.30 I Ambassador 3AmoreRoberto Rossellini69 / ROS

    12.30 I Cinema 1O sol nos meus olhosFlora Dias, Juruna Mallon68 / LAT

    12.30 I ColnEl aireSantiago Guidi67 / ARG

    12.30 I Paseo 3Muchachos de la ciudadJos Agustn Ferreyra60 / CAS

    12.45 I Ambassador 4ChoeleJuan Pablo Sasian87 / LAT

    12.45 I Paseo 4rbolesLos Hijos61 / ALT

    13.00 I Ambassador 2Escuela de sordosAda Frontini72 / ARG

    13.00 I Cinema 2Los inslitos peces gatoClaudia Sainte-Luce91 / LAT

    14.00 I AuditoriumLa lagunaGastn Bottaro, Luciano Juncos77 / INT

    14.15 I Paseo 2Saln MxicoEmilio Fernndez95 / ART

    14.30 I Ambassador 1La heridaFernando Franco98 / INT

    14.30 I Cinema 1A me e o marGonalo Tocha82 / POR

    14.30 I Paseo 1MitoteEugenio Polgovsky54 / NAT

    14.30 I Paseo 3No abras nunca esa puertaCarlos Hugo Christensen85 / CAS

    14.45 I Ambassador 2AlfonsinaKurt Land90 / ESP

    15.00 I Ambassador 3Ricardo BrNele Wohlatz, Gerardo Naumann93 / ALT

    15.00 I Coln7 SalamancasMarcos Pastor66 / ARG

    15.15 I Ambassador 4Resistir70

    El otro oficioJorge Cedrn23 / CED

    15.15 I Paseo 4Cortos - Programa Ojo al PiojoVarios directores72 / CHI

    15.30 I Cinema 2El grilloMatas Herrera Crdoba82 / LAT

    16.15 I Paseo 2La perlaEmilio Fernndez85 / ART

    16.30 I AuditoriumBright DayHossein Shahabi86 / INT

    16.30 I Paseo 3La prdigaMario Soffici67 / CAS

    17.00 I Ambassador 1MotherBong Joon-ho128 / BON

    17.00 I Cinema 1Las nias QuispeSebastin Seplveda83 / LAT

    17.00 I ColnEl aireSantiago Guidi67 / ARG

    17.00 I Paseo 1Cabeza de Ratn: En la cresta del rockDiego M. Rolle, Jos Mara Beccara, Pablo Rodrguez Juregui55 / CHI

    17.15 I Ambassador 2Cortos - Super 8 HirschNarcisa Hirsch48 / SUP

    17.30 I Ambassador 3GaborSebastin Alfie68 / ESP

    17.45 I Ambassador 4Por los senderos del LibertadorJorge Cedrn60 / CED

    17.45 I Paseo 4Cortos - Mar de ChicosVarios directores71 / CHI

    18.00 I Cinema 2El grilloMatas Herrera Crdoba82 / LAT

    18.15 I Paseo 2ElectraMikls Jancs70 / JAN

    18.30 I Paseo 3Basta la salud80

    En pleine formePierre taix13 / ETA

    19.00 I AuditoriumLa jaula de oroDiego Quemada-Diez102 / INT

    19.30 I Ambassador 1Les SalaudsClaire Denis100 / AUT

    19.30 I Ambassador 2Cinepa en Mar del PlataVarios directores60 / ESP

    19.30 I Cinema 1E agora? Lembra-meJoaquim Pinto164 / POR

    19.30 I Coln7 SalamancasMarcos Pastor66 / ARG

    19.30 I Paseo 1El blues de los plomosPaulo Soria, Gabriel Patrono77 / BSO

    20.00 I Ambassador 3Historias de cronopios y de famasJulio Luduea87 / PAN

    20.15 I Ambassador 4Lo stato della folliaFrancesco Cordio72 / MUN

    20.15 I Paseo 2NazarnLuis Buuel94 / ART

    20.15 I Paseo 4Historias breves 8Varios directores118 / ESP

    20.30 I Cinema 2Esclavo de DiosJoel Novoa90 / LAT

    20.30 I Paseo 3Ese loco, loco deseo de amarPierre taix87 / ETA

    22.00 I Ambassador 1Everyones Going to DieJones85 / BMD

    22.00 I AuditoriumLa lagunaGastn Bottaro, Luciano Juncos77 / INT

    22.00 I Paseo 1Escuchar a DiosMariano Baez104 / BSO

    22.15 I Paseo 2Barking Dogs Never BiteBong Joon-ho106 / BON

    22.30 I Ambassador 3Shirley - Visions of RealityGustav Deutsch92 / ALT

    22.30 I Cinema 1O sol nos meus olhosFlora Dias, Juruna Mallon68 / LAT

    22.30 I ColnImprescriptibleAlejandro Ester103 / ARG

    22.30 I Paseo 3El hermoso BrummelJulio Saraceni92 / CAS

    22.45 I Ambassador 4Carne de perroFernando Guzzoni81

    TBOGODairo Cervantes16 / PCL

    22.45 I Paseo 4Serrat y Sabina: El smbolo y el cuateFrancesc Relea82 / BSO

    23.00 I Cinema 2Che strano chiamarsi Federico! - Scola racconta FelliniEttore Scola93 / AUT

    0.15 I Ambassador 2El da trajo la oscuridadMartn Desalvo76 / VEN

    0.15 I Paseo 1Existir sin vos, una noche con Charly GarcaAlejandro Chomski65 / BSO

    0.30 I Ambassador 1Drug WarJohnnie To106 / HOR

    0.30 I Ambassador 3Outtakes from the Life of a Happy ManJonas Mekas68 / ALT

    0.30 I Paseo 2Quiero decirte que te amoRob Reiner100 / VHS

    0.30 I Paseo 3Adis, muecaDick Richards96 / FIL

    0.45 I Ambassador 4La tumba de Bruce LeeJulin Gnisson, Lorena Iglesias, Aaron Rux95 / HUM

    0.45 I Paseo 4Tiro de graciaNicols Lidijover72 / LAT

    no te lo pierdas!Va a venir, no va a venir... Al final John Boor-man, el enorme realizador ingls, no pudo estar de cuerpo presente en el Festival (snif), pero s estar virtualmente entre nosotros (iupi!) en la videoconferencia que esta tar-de animar Pablo Conde, con el director de Amarga pesadilla transmitiendo live from Ire-land. Algunas horas ms tarde y (oJo!) en nueva sede, ser el turno de otra de nuestras imprescindibles Charlas con Maestros, esta vez con el presidente del Festival, Jos Mar-tnez Surez, dialogando con Ricardo Darn. Dos artistas tan talentosos como verstiles,

    dos lujos que nos damos: dos citas de honor para otro da a puro cine.

    Videoconferencia con John Boorman14.00 NH Gran Hotel Provincial - Saln DauphinModera: Pablo Conde.Charlas con Maestros - Ricardo Darn19.00 NH Gran Hotel Provincial - Saln Atlntico B Modera: Jos Martnez Surez.

    Montse Callao Escalada Pablo MarnAgustn MasaedoGustavo SalaGuido SegalDiego Trerotola

    DISEOCecilia LoidiGastn Olmos

    FOTOSHoracio Volpato

    COLABORAN HOYPablo CondeRodolfo Weisskirch

    PROGRAMA PAS - GERENCIA DE ACCIN FEDERALNora Araujo

    IDENTIDAD VISUALAdrin GoldfridAgustina Turchetto